¿Alguna vez te has sentido presionado, por parte de un medio de publicidad, a la hora de comprar un producto? Muchos tipos de publicidad y acciones de marketing hacen que el consumidor sienta esa “presión” para comprar un producto, pero en los últimos años ha surgido una nueva estrategia que es todo lo contrario, el Inbound Marketing.

El Inbound Marketing es un tipo de estrategia publicitaria cuya finalidad es atraer a los clientes por medio de técnicas no intrusivas. Por tanto, su metodología cambia el “asalto” al cliente por la espera de que este se acerque a tu marca. Tal vez te suene a ciencia ficción, pero en realidad este sistema comenzó a popularizarse hace casi cincuenta años. Y te preguntarás, ¿cómo puedo sacar partido yo de esto?

En qué me beneficia este tipo de marketing

Partimos del hecho de que, como emprendedores, tener una imagen sólida de nuestra marca es fundamental. Por lo tanto, utilizar el Inbound Marketing para atraer clientes y estrechar lazos con ellos nos resultará de lo más beneficioso. Porque, si en algo se caracteriza esta herramienta es en el hecho de que, nos presentamos al público mostrándole de antemano el beneficio que le obtendrán si confían en nosotros.

Inbound Marketing

En qué consiste el Inbound Marketing

El Inbound Marketing está formado por un proceso de varias etapas cuyo objetivo final consiste en convertir a nuestros consumidores en embajadores de nuestra marca. El camino a recorrer para alcanzar esta meta es el siguiente:

  1. Atraemos visitantes a nuestra
  2. Convertimos estos visitantes en
  3. Mantenemos las relaciones con los clientes ya existentes al tiempo que captamos a otros
  4. Fidelizamos nuestra

Por supuesto, se trata de un proceso a medio-largo plazo, durante el cual iremos conociendo mejor a nuestro público. De este modo, lograremos dar una respuesta más efectiva a sus necesidades. En esto reside la clave para generar esa fidelización que buscamos.

Qué puedo hacer para empezar a implementarlo

Pese a la idea tradicional de querer vender lo más rápido posible, el Inbound Marketing parte de la premisa de vender mejor. Sin embargo, esto no significa que no vayas a ver un céntimo de tu dinero invertido en meses. Nada más lejos de la realidad. Es más, las nuevas tecnologías lo que han logrado es, precisamente, agilizar este proceso. Por eso, mi recomendación es que te beneficies de ellas. Por ejemplo:

  • Ofreciendo contenido de calidad relacionado con tu marca: pruebas gratuitas de nuestros servicios, e-books especializados, plantillas descargables
  • Aprovechando los formatos audiovisuales: los podcasts o los videos de YouTube son una manera de darse a conocer.
  • Creando una comunidad en las redes sociales: así, no solo podrás publicitar lo que haces o compartir contenido de interés, sino que irás creando un sentimiento de arraigo en las personas.

Nuestra forma de consumir ha cambiado y gracias a Internet también lo ha hecho la manera en la que nos relacionamos con las empresas. Sin embargo, hay una cosa que perdura en el tiempo: tendemos a confiar más en lo que conocemos de antemano.