Mensaje en una botella

Al alumnado de l’Ecole Communoutaire de Corail-Cesselesse, campo de desplazados de Corail (Haití)

Querida Adline,

Cuando hace dos años entrasteis en el aula a través de “Tablo A” no podíamos ni imaginar lo conseguido hoy.

Sí, somos niños y niñas, nos separan miles de kilómetros y hasta un océano, pero no son obstáculos insalvables, como nos hemos demostrado, ¿verdad?

Supongo que estarás tan sorprendida como nosotros al descubrir cómo un ¿por qué no? Podía convertirse en un proyecto más allá de las aulas, movido por la ilusión y el derecho a la educación de la infancia.

Y es que, Adline, el primer torneo de futbolbotella del mundo ya está aquí, organizándose gracias a vuestro empuje y generosidad.

En junio Gijón será la sede del Primer Torneo de Futbolbotella del Mundo y por supuesto, Haití será la campeona, porque ya lo es hoy, ya lo sois todos los niños y niñas de Corail, lo sois para nosotros, los niños y niñas de Gijón.

Hoy vuestro juego futbolbouteille (como lo llamáis vosotros) tiene un reglamento, porterías de verdad, un kit para jugar en cualquier parte y muchas aulas con pizarra trabajando para cambiar las cosas.

Hoy inauguramos la exposición futbolbotella como una ventana abierta a la sociedad civil para descubrirles otra forma de entender el deporte como transformador de la realidad, de entender Haití como un país más allá de la etiqueta de ser” el país más pobre de América” y poner el acento en la necesidad de hacer del mundo nuestra aula.

Gracias por vuestro regalo, por enviarnos ese mensaje en una botella que nos puso en marcha y sigue contagiando en las aulas. Con cariño desde Gijón. Porque sí nos importáis y mucho.

Byento

Alumnado de La Corolla.

FUTBOLBOTELLA

Fútbolbotella  es un maravilloso proyecto de cooperación al desarrollo, ¡todo un ejemplo de reciprocidad! Los niños y niñas del campo de desplazados de Corail Cesselesse en Haití enseñaron a jugar a Fútbolbotella a los niños y niñas del Colegio de La Corolla-Liceo de Gijón (Asturias).

Y éstos se comprometieron a organizar el 1r Torneo de Fútbolbotella del Mundo, a fin de defender el derecho a la educación y al juego de los niños y niñas haitianos, consiguiendo fondos y visibilizando su situación.

La película de J. Bayona 9 días en Haití, el documental de J. Bayona para OxfamIntermon sobre la situación de Haití cinco años después del terremoto y el corto de animación Tablo A, realizado por los niños haitianos han sido su fuente de inspiración.


U
N MENSAJE EN UNA BOTELLA

Tras haber estudiado la situación de precariedad del país y en concreto de los niños y niñas del campo de desplazados de Corail-Cesselesse, se decidieron a lanzar el proyecto del Torneo, cuyo objetivo es recaudar fondos para la escuela del campo de desplazados.

El futbolbotella se juega con una botella de plástico y requiere un reglamento específico. El alumnado de La Corolla lo ha trabajado y lo ha compartido con otros escolares de Gijón, de cinco colegios más: el Jacinto Benavente, el Begoña, el Cervantes, el Elisburu y el Torner, que se han sumado a esta iniciativa.

En palabras de los niños y niñas de Gijón, han aprendido a colaborar y trabajar en equipo; que Haití es más que un país pobre en América Latina, que todos necesitamos ayuda y nos tenemos unos a otros para apoyarnos y además hemos creado un deporte y hemos hecho manualidades importantes.

Han inaugurado una exposición sobre el proyecto en la Biblioteca Jovellanos de Gijón, que permanecerá abierta hasta finales de mayo. La coordinadora del proyecto es la profesora Sonia Segarra, del Colegio La Corolla.

Eduardo Galeano nos decía que proyectos como éste son “cosas chiquitas cuyo valor consiste, sobretodo, en que permiten demostrar que los cambios son posibles”.

AVISO PARA NAVEGANTES

Efectivamente, no se van a acabar las desigualdades, la injusticia ni la avaricia del mundo desarrollado, pero los niños y niñas de Gijón y de Haití también son ambiciosos y apuntan alto. Nada de cositas simbólicas, de simulacros. Esto va en serio y van a por todas.

No en vano, en el corto de dibujos animados, entre ellos Adline, la niña haitiana a quien los asturianos envían el mensaje en la botella,  sueña que su país gana el Mundial de Fútbolbotella, que la gente celebra la victoria y que Messi “está desolado porque no sabe jugar con botellas”.

Es un mensaje en una botella…

¡y un aviso para navegantes!