La humildad surgiría de un sentimiento interno de seguridad, de un ser consciente de su valor como ser humano, sentimientos que aparecerían gracias a relaciones estables donde se sintió muchísimo amor, contención y seguridad. Los niños aprenden la humildad observando a sus modelos a seguir, como padres, maestros, héroes.

Christopher Peterson y Martin Seligman nos dicen que a las personas humildes no les importa dominar a los otros ni impresionarlos, ni tampoco sacar beneficio de ellos.

La humildad como toda fortaleza es algo que se puede aprender o potenciar. Podemos ponerla en práctica cuando dejamos de lado la necesidad de siempre tener la razón y nos mostramos receptivos a los argumentos de nuestros interlocutores, cuando no tratamos de sobresalir a costa del trabajo de los demás, cuando aprendemos a valorar la ayuda que otras personas nos dan.

Cuando en vez de hablar demasiado nos ponemos a hacer cosas. Cuando aprendemos a evaluarnos de manera justa, sin menospreciarnos ni tampoco exagerando nuestras virtudes.

Paradójicamente, la humildad favorece la fortaleza de carácter, el humilde toma sus decisiones de acuerdo con lo que considera justo y lo mantiene sin preocuparse ni de su imagen ni de la opinión de los demás.

La humildad en una persona, son las demás personas quienes la ven, nunca uno mismo. Ser humilde es reconocer nuestra verdadera esencia, más allá de nuestro ego.

Solo cuando accedemos al núcleo de nuestro ser sabemos que no somos lo que pensamos, decimos o hacemos, tampoco lo que tenemos o conseguimos; por eso, las personas humildes siendo de grandes valores y llenos de sabiduría, pasan desapercibidas.

La humildad se traduce también en un lenguaje corporal desprovisto de altivez y de ostentación. El humilde no mira nunca por encima del hombro.

Seamos agradecidos, aprendamos a admitir cuando nos equivocamos y no tengamos miedo de pedir perdón. La humildad es una fortaleza interesante, ¿Puede ser la tuya?


Vídeos

Sobre la humildad.

Sobre la humildad, se te saltan las lágrimas.

Artículo de periódico

El valor de la humildad.