A la hora de analizar los sistemas educativos, existen variables que condicionan los resultados del mismo, pero que están fuera de la escuela: los contextos educativos. Hoy iniciamos una serie de perspectivas sobre esas variables educativas externas. La primera que centra nuestro atención es la familia, variable central en el hecho educativo.

Hay evidencia empírica de que la familia es un factor que influye directamente. Las familias donde existen profesores/as tienen mejores resultados educativos de media, como nos dicen las investigaciones al respecto. Si desde nuestra experiencia de aula, sabemos que una familia comprometida y responsable en la trayectoria académica de sus hijos, es un factor de éxito, ¿por qué no profundizar en la coordinación de la escuela y la familia?, ¿un país y su sistema educativo deberían tener respuestas a las familias que no se implican en esa responsabilidad común?…

Desde INED21 queremos proponer dos ideas que mejoren la relación necesaria entre escuela y familia. Primera: la obligación legal de unas reuniones periódicas entre escuela y familia. Hemos dicho obligación legal, lo que implica habilitar una serie de derechos en forma de tiempo laboral para que todo padre/madre tenga una coordinación efectiva con la escuela ( tutor, dirección). Una obligación legal implica unos derechos y deberes, y su incumplimiento una serie de penalizaciones por determinar en esa novedad legal. No podemos admitir la dejadez y la irresponsabilidad de ciertas familias en su relación educatica. Una familia que no se implica es el primer paso y el más importante en el fracaso escolar.

Segunda: todo sistema educativo debería ofrecer una formación educativa a los padres en el hecho educativo. En nuestra experiencia de tutores, nos hemos encontrado con muchos padres que no saben cómo dirigir la tarea educativa formal e informal. Muchos de ellos nos demandan pautas concretas para resolver los problemas. Hay responsabilidad, pero no saben cómo ser eficaces en su función de padres. Esta formación situada al inicio de curso, daría muchas respuestas que muchas familias quieren encontrar. Desde el realismo educativo que sigue la línea INED21, dos ideas para mejorar la relación escuela-familia. ¿Por qué? Toda crítica debe ir acompañada de posibles soluciones respecto a lo que se critica: realismo es construir desde una situación determinada, mejorándola.    

  • Denisse

    Pues algunas escuelas privadas manejan estas iniciativas, les dan alicientes a los padres para asistir a las reuniones escolares, o alguna penalización. Ahora la escuela toma estas iniciativas para lograr una mejor interacción y un acto educativo eficiente. Pero la obligación legal debe estar acompañada también por una obligación del empleador de ese padre o madre de familia, algunos padres realmente no pueden asistir a las reuniones, citas y demás debido a que sus empleadores no se los permiten o les hacen descuentos nominales. En mi caso yo era maestra en un colegio y me era casi imposible asistir a la juntas de la escuela de mis hijos por la intransigencia de mis empleadores (siendo ellos educadores también) y no solo es el caso sino de muchas personas en distintos rubros laborales. De hecho hay una pauta en La Ley general de Educación que establece la obligación del padre a mantener una comunicación continua con la escuela y su responsabilidad con la tareas de sus hijos, pero deberíamos aumentar la pauta para el patrón, que aumenta las horas de trabajo, cambia los descansos, o no permite que el padre asista a las juntas o citas en la escuela de sus hijos.

    En cuanto al segundo caso muchas escuelas también se preocupan por los padres y han establecido escuela para padres, donde se les indica que hacer en ciertos casos, como resolver problemas, como pueden ayudar con las tareas, etc., muchos padres comprometidos asisten y otros tantos se les dificulta por lo del punto anterior, trabajo; no podemos negar también que hay muchos padres de familia que de plano no les interesa lo más mínimo la educación de sus hijos… En estos padres hay que enfocarse y tratar de rescatarlos con otro tipo de estrategias ya que ellos al fin serán los responsables de la formación de sus pequeños.

  • Pingback: EL CONTEXTO EDUCATIVO: LA FAMILIAINED21 | INED2...()

  • Pingback: EL CONTEXTO EDUCATIVO: LA FAMILIA | INED21 | S...()