Muchos profesionales y padres desconocen el significado del Trastorno de Aprendizaje no Verbal o TANV. A pesar de que comenzó a describirse por primera en 1967, es un trastorno relativamente poco divulgado y carente de una definición consensuada.

Hoy en día sigue sin existir unos criterios diagnósticos definidos claramente tanto en el DSM-V como en el CIE-10. Su similitud con otros trastornos como el Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH), el Síndrome de Asperger o el Trastorno Específico del Lenguaje (TEL) dificultan aún más su diagnóstico.

Para poder ser detectado y recibir el tratamiento adecuado, es necesaria una evaluación neuropsicológica y psicopedagógica exhaustiva.

¿QUÉ ES?

aprendizaje-no-verbal-04-ined21

Para arrojar un poco de luz sobre este problema, trataremos de exponer qué es y en qué consiste dicho trastorno, así como las repercusiones familiares, escolares y sociales derivadas del mismo.

El Trastorno de Aprendizaje no Verbal (TANV), también denominado Trastorno de aprendizaje Procedimental (TAP), es un trastorno neuropsicológico del desarrollo, como resultado de un daño o déficit en las conexiones de la sustancia blanca del hemisferio derecho, el cual se encarga de procesar la información sensorial.

La siguiente imagen pretende aclarar globalmente cuál es el funcionamiento del cerebro y que trabajo realiza cada hemisferio de manera individualizada.

trastorno-de-aprendizaje-no-verbal-01-ined21

El aprendizaje escolar incide más en las funciones del hemisferio izquierdo, por lo que los niños y niñas con TANV no deberían de verse muy afectados a nivel académico, sin embargo, no debemos olvidar que aunque tendemos a hacer diferencias, ambos hemisferios trabajan en armonía, completándose el uno con el otro. Por este motivo, este trastorno afecta tanto al aprendizaje escolar, como a la coordinación psicomotora, integración visoespacial y habilidades psicosociales. Más detalladamente:

Dificultades en la coordinación psicomotora

Se caracteriza por una torpeza motriz, especialmente afecta a la motricidad fina (dispraxia), lo que genera dificultades para colorear, recortar, picar, sacar punta, etc.

Dificultades visoperceptivas

Engloban tanto la percepción como la orientación espacial. Presentarán una mayor dificultad en la copia de figuras simples y complejas; una letra ilegible, con cambios de tamaño y problemas para organizarse en el papel, respetando márgenes, renglones y separación entre palabras; conocer y aplicar conceptos básicos como derecha e izquierda.

Dificultades a nivel cognitivo

Afecta a la atención y memoria visual, velocidad de procesamiento, comprensión lectora, aritmética, así como algunas funciones ejecutivas: planificación, anticipación y memoria de trabajo visoespacial.

Dificultades en las habilidades psicosociales

Su principal problema reside en comprender aspectos no verbales (gestos, tonos de voz, expresiones faciales), muestran un discurso desorganizado, no entienden los juegos de lenguaje o las inferencias ya veces les cuesta respetar el turno de palabra, lo que puede hacer que resulten inoportunos. Todos estos factores conllevan a un fracaso en las relaciones sociales que les afectan enormemente a nivel emocional.

REPERCUSIONES

¿Qué repercusiones les generan a nivel escolar, familiar, social y personal?

A nivel académico

Tardan muchísimo tiempo en realizar las tareas, además les cuesta afrontar situaciones novedosas, por lo que les tachan de lentos, vagos, ingenuos, acaban siendo objeto de bromas y burlas. No saben afrontar la situación de examen por falta de comprensión de los enunciados (en cuanto cambia algo de la expresión a la que están acostumbrados o han visto, les descuadra y no lo entienden).Son niños generalmente incomprendidos, con muchos problemas emocionales y rechazados socialmente.

aprendizaje-no-verbal-03-ined21

A nivel familiar

Los padres tienden a sentirse desconcertados. Definen a sus hijos como niños inteligentes, tienen un buen nivel razonamiento y lenguaje oral, hacen uso de un vocabulario extenso. Sin embargo, su rendimiento no se corresponde con los esfuerzos realizados. No les permiten apenas autonomía porque tienen la sensación de dejarles perdidos cuando ellos no están.

Ven que el ritmo de aprendizaje de sus hijos es muy lento, les cuesta establecer rutinas de trabajo y hábitos de estudio, lo que requiere una supervisión continua por parte del adulto. En muchas ocasiones esto genera que el ambiente sociofamiliar sea tenso y haya numerosas discusiones y enfrentamientos diarios, ya que los niños nunca tienen tiempo para jugar.

A nivel social

Suelen ser rechazados, tienden a tener pocos amigos, por este motivo prefieren mezclarse con los adultos, les ayudar a aliviar el aislamiento entre sus compañeros.

Los niños con TANV se sienten muy frustrados y presentan elevadas escalas de ansiedad, depresión, problemas conductuales y de atención. Lo que lleva a preguntarnos ¿estos niños llegan a superar estas dificultades? Un diagnóstico temprano acompañado de una terapia adecuada a sus necesidades, permite superar en parte las dificultades señaladas. Necesitan mucho la práctica y la repetición como herramienta principal de aprendizaje. De este modo pueden llegar a desarrollar estas habilidades a un nivel casi normal.

FAMILIA Y ESCUELA

aprendizaje-no-verbal-ined21

Familia y escuela deben ayudar en el proceso de intervención ofreciendo palabras de aliento, elogiando por pequeño que sea el logro, reconociendo sus esfuerzos, ayudándolos a que sean valorados dentro del grupo y mejoren su rol social.

Poco sabemos del Trastorno de Aprendizaje No Verbal y, sin embargo, son muchas sus repercusiones, quizá por este motivo, sea un trastorno al cual le queda mucho camino por recorrer, tanto en evaluación y diagnóstico, como en el desarrollo de planes de intervención.