El atleta jamaicano Usain Bolt, apodado “Lightning Bolt”, es un atleta especialista en velocidad, campeón mundial y olímpico de 100 y 200 m. lisos, y el hombre más rápido de la historia. Cuando ganó su primera medalla olímpica declaró que quería dedicársela a su maestra que le decía que no servía para nada.

¡Y miren a dónde ha llegado!

Esto que vivió este campeón olímpico lo hemos “sufrido” algunos. No se me olvidarán las palabras de mi profesora de inglés en el instituto cuándo le respondía que quería ser maestro a una pregunta suya sobre qué quería ser de mayor: “¡Pobres niños!”, me dijo y se me quedaron

Grabadas a fuego para siempre.

TODOS-SOMOS-INTELIGENTES-01-INED21

¿Cuántas veces hemos utilizado con nuestro alumnado o hijos expresiones del tipo “no sirves para nada”, “eres un inútil”, “eres un gandul”… Seguro que muchas, aunque estoy completamente seguro –también– de que, en la mayoría de las ocasiones, NO lo decíamos desde el corazón; sino dejándonos llevar por el “cabreo” del momento.

Todas las personas somos distintas, tenemos distintas maneras para adquirir conocimientos. A unos nos cuesta más, como a mí, y a otros les cuesta menos. Unos necesitan “verlo” y otros necesitan “tocarlo”. Algunos necesitan “razonarlo” y otros “memorizarlo”. La teoría de las inteligencias múltiples viene a poner un poco de luz en este aspecto. Es un modelo propuesto por Howard Gardner, Premio Príncipe de Asturias 2011, que revolucionó la psicología educativa y que muchos centros educativos de Canarias están tratando de incluir en sus programas. El trabajo sobre las múltiples inteligencias como el trabajo de Goleman sobre las inteligencias emocional y social han entrado a formar parte de lo que podríamos llamar el conocimiento colectivo del planeta.

Lo que hizo Gardner fue echar abajo lo que se entendía por ‘inteligencia’. Para él la música y las matemáticas son inteligencias, así como la facilidad para relacionarse, dibujar, cantar, moverse o razonar. Todos somos buenos o destacamos en algo, tenemos una o dos de las ocho inteligencias más desarrolladas que el resto de personas de nuestro alrededor. Lo importante es “explotar” esa inteligencia y buscar estrategias para trabajar el resto. ¿No es inteligente aquel que es capaz de prever qué cultivo será el más adecuado acorde con la calidad de la tierra?

Howard Garner ha establecido que la inteligencia está localizada en diferentes áreas del cerebro, interconectadas entre sí y que pueden también trabajar en forma individual, teniendo la propiedad de desarrollarse ampliamente si encuentran un ambiente que ofrezca las condiciones necesarias para ello.

Gardner dice también que una inteligencia supone la habilidad de resolver problemas o crear productos de necesidad en cualquier cultura o comunidad; es una colección de potencialidades biopsicológicas que mejoran con la edad.

Él considera que es mejor describir la competencia cognitiva humana usando el término, inteligencias, que agrupa los talentos, habilidades y capacidades mentales de un individuo. Afirma que todo individuo normal tiene cada una de estas inteligencias, aunque una persona podría ser más talentosa en una inteligencia que otras, y que esto varía según la combinación de inteligencias y la capacidad de desarrollarlas.

Hay ocho inteligencias que el Dr. Howard Gardner ha reconocido en todos los seres humanos: la lingüística, la musical, la lógica-matemática, la espacial, la corporal-kinestésica, la intrapersonal, la interpersonal, y la naturalista. Además, es posible que haya una inteligencia existencial. La escuela tradicional es beneficiosa para aquellos que tienen una inteligencia lingüistica o lógico matemática desarrollada. En contraste, la escuela basada en la Teoría de las Inteligencias Múltiples utiliza las conclusiones científicas de la neurociencia y la ciencia cognitiva.

Todo un reto incluirla en nuestra práctica docente.

POST SIMILARES

feedback educativo

renunciar a las aulas