AAI

ABYSSUS ABYSSUM INVOCAT

LOrganización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) en su informe “Estudiantes de bajo rendimiento” destaca de España dos datos que no dejan de ser frustrantes para los que trabajamos en la educación. El primero, que el alumnado de familias desfavorecidas tiene un porcentaje tres veces mayor, que uno de clase favorecida, de fracasar en los estudios. Por otro lado, y en este mismo informe realizado a nivel europeo, se sacó otra conclusión,  que el alumnado de centros privados tiene más posibilidades de éxito que el procedente de centros públicos. 
Pero,

¿Es la educación pública peor que la privada?

¿Qué tiene la enseñanza privada que no tiene la pública?

¿En qué debe aprender la enseñanza pública de la privada?


FRACASO ESCOLAR, FRACASO SOCIAL 03 INED21

En estos últimos años me han brindado la oportunidad de salir de mis “cuatro paredes” del aula y estar dedicado a otras tareas educativas, como es la formación del profesorado, y he tenido la posibilidad de ver el sistema educativo desde otra óptica. La excesiva burocratización, la falta de una buena evaluación de los agentes implicados en el proceso de enseñanza aprendizaje, la falta de tiempo del profesorado para poder trabajar de manera coordinada y colaborativa sin dejarlo a la buena voluntad del docente, la escasez de investigación, la falta de recursos, escasez de liderazgo en muchos casos, falta de formación, etc., etc.

Y llegado a este punto, igual muchos de fuera del sistema educativo esperan que diga que la culpa está en la falta de formación del profesorado. Pues no seré yo el que tire piedras sobre mi propio tejado: primero, porque estoy convencido de que no está aquí el quid de la cuestión; ya que, realmente, el profesorado canario, de la enseñanza pública, tiene más acceso a la formación, gratuita y de calidad, que el profesorado de la enseñanza privada, que tiene más horas de dedicación directa al alumnado en los centros y generalmente en jornada partida.

Pero, si no es la formación del profesorado, ¿qué es lo que falla? ¿Por qué hay más fracaso entre el alumnado de los centros públicos que de los privados? Yo creo que una de las respuestas, aunque no la única, está en los recursos de las familias, no sólo a nivel económico, sino de preparación académica de las mismas. Pero ¿es esto determinante? Pues:

Rotundamente,

NO

FRACASO ESCOLAR, FRACASO SOCIAL 02 INED21

Y les pongo un ejemplo. Yo procedo de una familia humilde, huérfano de padre desde niño y madre trabajadora, sin tiempo para acudir al centro ni preparación para ayudarnos. Y de esa familia salen cuatro universitarios superiores. ¿Entonces? ¿Será culpa de la falta de recursos de los centros públicos tal vez? Pero si en la mayoría de los centros públicos hay una buena dotación de recursos, sobre todo tecnológicos, similar a los centros privados, y yo me atrevería a decir que a nivel global, más punteros, salvo algunas excepciones.

El papel de la sociedad, y el de los políticos especialmente, para la OCDE, es básico y es aquí a donde quiero llegar. Creo que en Canarias se han ido haciendo las cosas bien en materia educativa y hemos pasado en menos de cinco años de ser una comunidad en la que primaba la enseñanza tradicional, a ir impregnándose toda ella de innovación educativa, de emociones y de creatividad.

Toda revolución lleva un proceso, lento, de cambio natural, que poco a poco va llegando a los centros educativos y del cual el profesorado va siendo cada vez más  partícipe y menos resistente. Se trata de implicar a las familias en el proceso de enseñanza aprendizaje, aunque está costando un poco más. Son menos las propuestas pero también es escasa la respuesta de las familias a formar parte del proceso. Continuamos avanzando, aunque queda mucho por hacer. y es obligación de todos nosotros, profesorado, familias, técnicos y políticos, “llevar en volandas” a nuestro sistema educativo y sacarlo de los últimos lugares de los rankings a los que desgraciadamente estamos malacostumbrándonos a estar. Porque el fracaso escolar es un fracaso de toda la sociedad.

POST SIMILARES

feedback educativo

renunciar a las aulas

  • Mavi

    En reflexión a lo leído en esta entrada y siendo estudiante de Pedagogía podría decir que estoy de acuerdo en muchas de las afirmación que el autor refleja en este texto. Pero a la pregunta de: ¿Porque hay más fracaso en la educación pública que en la educación privada?, me gustaría resaltar que en mi opinión, y de manera general se suele comparar la educación pública con la educación privada, dejando siempre por encima a la privada. Sucede que no es del todo correcto hacer esta comparación, ya que ambas instituciones no se encuentran en igualdad de condiciones. Todos sabemos que en la educación pública hay un mayor número de personas extranjeras, personas que desconocen el idioma, personas que están en el sistema escolar por obligación porque así lo dicta la ley… Por el contrario la educación privada trabaja generalmente con unos modelos de alumnos ejemplares, siendo generalmente el ámbito privado el que la sociedad desea para la educación de sus hijos. Pero…. ¿Qué pasa cuando hablamos de Igualdad, de Racismo, de Exclusión…?

    -¿Verdaderamente predica el ámbito privado con el ejemplo?

    Para buscar la raíz del problema, en este caso del fracaso escolar, la sociedad está acostumbrada a echar la culpa a los otros, los profesores a los alumnos, los alumnos a los profesores, los inspectores al sistema, las familias a las instituciones, las instituciones a los políticos… Todo esto lo único que hace es que las relaciones entre los agentes educativos sean cada vez más frágiles y no consigamos solucionar los problemas que educativamente hablando encontramos.